Viernes, 20 de Abril de 2018

Claudia Fajardo, abogada de la familia de Joan Villegas

La abogada Claudia Fajardo, representante de la familia de Joan Villegas, asesinado a golpes el 1 de enero de 2017 en General Alvear, muerte por la que se acusa al futbolista Luciano Cabral (22), a su padre José Cabral (43) y a su primo Axel Olguín (19), en comunicación con Vibra FM (100.3) comentó lo ocurrido durante la audiencia previa, donde se fijó como fecha del debate oral y público del 15 al 24 de mayo.

 

Fajardo señaló que la fecha se estableció cuando se terminaron de decidir los incidentes. “En realidad el único incidente fue de la defensa de Luciano Cabral, una declaración en la cual la defensa realizada por el doctor Tíndaro Fernández afirmaba que a Luciano no se le habían dicho todas las pruebas que tiene en su contra y son todas pruebas cargosas, es decir cosas importantes. Esto verdaderamente desde un punto de vista técnico jurídico acarrea nulidad y la nulidad es de carácter absoluto. De eso no cabe duda porque se violan tratados internacionales y lo más importante que se viola es la defensa en juicio porque yo no sé todo lo que la fiscal o el Estado tiene en un hecho tan importante como el homicidio. Esto no afecta para nada a las otras partes de la familia Cabral”.

Agregó que “los jueces de esta instancia entendieron que esto mismo ya se había resuelto cuando se apeló la prisión preventiva, por lo tanto no dieron lugar a este incidente de nulidad. La defensa entendió que va a dar lugar al recurso de casación sobre esa declaración y a eso se adhirieron las otras defensas, los defensores oficiales. Entonces esa declaración no se incorporaría por su lectura, parece entenderse que Luciano en algún momento declarará de vuelta  en este juicio pero después que se dé lugar al debate, los testigos, y un informe técnico de la necropsia que la defensa presentó un perito particular que fue aceptado”. La letrada agregó “yo me adherí a este planteo técnico jurídico porque creo que el sistema acusatorio debe instaurarse totalmente en esta jurisdicción, que cuesta mucho un cambio de mentalidad y que a los imputados se le debe decir todo lo que hay de prueba  en su contra, no debe haber para ellos ningún secreto, como  dicen los tratados de derechos internacionales y de derechos humanos”.

“Mi función es técnica a partir de ahora, es decir mirar las contradicciones que existan en las testimoniales y mirar cómo va surgiendo el debate, no tengo otra función que acompañar a la familia y al fiscal de cámara. También para mí como especialidad dentro del derecho penal, la coautoría funcional al momento de ir a un debate penal se debe determinar qué tarea realizó cada uno, a los fines de la penalidad. “Todos hicieron” es una oscuridad jurídica y se debe dar una seguridad jurídica.

Basada en su formación en Derecho en la escuela cordobesa, Fajardo expresó que su intención es que se investigue y determine quienes fueron los autores del hecho. “Nadie más que el Estado tiene las herramientas para investigar qué pasó y reconstruir esos hechos. Para mí se debe determinar en este debate quiénes fueron los autores y qué grado de participación tuvieron en su amplitud, y también de esto sacar todas aquellas personas que pudieron haber cometido delitos de encubrimiento, de falso testimonio, de cualquier otra situación que haya entorpecido el accionar de la Justicia. Además se deberá determinar cómo llegó Joan Villegas al lugar, si fue llevado por un amigo, por ejemplo”.