Jueves, 14 de Noviembre de 2019

Casi 2200 familias viven en 13 asentamientos inestables en San Rafael

 

San Rafael cuenta con 13 barrios considerados villas o asentamientos inestables donde viven casi 2200 familias, según los datos del Registro Nacional de Barrios Populares (RNABAP) conformado a partir de un relevamiento realizado en conjunto por el gobierno nacional y organizaciones sociales, e institucionalizado con un decreto presidencial en mayo de 2017.

Esta herramienta es una especie de radiografía para planificar políticas públicas que permitan mejorar la calidad de vida de las personas que viven en esos barrios.

Cuenta con un mapa interactivo en internet (www.argentina.gob.ar/barriospopulares/mapa) para conocer cada asentamiento informal. En San Rafael están incluido los barrios El Molino, de la Isla del Río Diamante, El Cristo, Costa Canal El Toledano, Medalla Milagrosa, Estación Pedro Vargas, Callejón Las Rosas, Costa Esperanza, Cruce del Parque, Barrio de los Niños, Punta Diamante, La Carolina y las Vías de Cuadro Nacional.

Se considera “barrio popular” a los barrios vulnerables en los que viven al menos ocho familias agrupadas o contiguas, donde más de la mitad de la población no cuenta con título de propiedad del suelo ni acceso regular a dos o más de los servicios básicos (redes de agua corriente, de cloacas y energía eléctrica con medidor domiciliario).

Leandro Becerra, coordinador provincial del Registro, indicó a Vibra FM (100.3) que el relevamiento se realizó en radios urbanos o localidades con más de 10 mil habitantes, “pero pueden haber más personas en esa situación que no se han incorporado al RENABAP”.

Detalló que “en los 13 barrios de San Rafael estamos hablando de casi 2200 familias, la mitad son niños y adolescentes de 19 años, y el 70% son menores de 30 años. Esto nos indica que si no se interviene pueden caer en la misma situación de la informalidad. Al no haber una política gubernamental para eso se van haciendo la casa al costado y eso sigue creciendo. Es un gran desafío porque hay que pensar varias acciones y ejecutarlas urgentes”.

De todos modos, en los últimos años se han venido realizando obras de urbanización que apuntan en ese sentido, como en la Isla del Río Diamante y El Molino, los dos asentamientos informales más grandes del departamento; pero también se hizo un barrio nuevo donde trasladaron las familias que vivían en el terreno ferroviario de Cuadro Nacional y se mejoró el barrio El Cristo, por ejemplo.