Las buenas acciones se destacan y ponderan “trabajamos en obsequiar un día diferente”

“Un abrigo para el Corazón” así se llama una agrupación de varios jóvenes que se autoconvocó con hermosos valores y deseos de ayudar a quienes más difícil la están pasando. De forma comprometida y responsable. Info YA! entrevistó a Jonathan Pugno, uno de sus miembros quien contó lo siguiente.

La organización nació hace dos años, en principio empezaron a recolectar ropa de abrigo “en principio mucho de lo donado no era apto para ser usado así que empezamos también a reutilizar, reciclar y realizar frazadas” señaló.

En la primera etapa lograron realizar una donación de las primeras frazadas al refugio " Cristo Desamparado" lo que los motivó a redoblar esfuerzo y poder llegar a diferentes distritos como El Sosneado, Cuadro Nacional entre otros y muchas otras familias que realizaban pedidos a la organización.

“Logramos entregar más de 300 frazadas confecciónadas  y unas 150 más, donadas por personas solidarias, sumado a ropa en muy buen estado” recordó Pugno.

El 2019 finalizaron realizando un evento cultural solidario, en las instalaciones de la UTN, en el que lograron recaudar alimentos no perecederos y entregarlos al Merendero “Sonrisa de Esperanza".

En el marco del 2020 la organización compuesta por bondadosos sanrafaelinos, con el don de la entrega se encontraron con un escenario diferente, en el que las necesidades comenzaban a ser mucho más difíciles, sumado la situación que desató el COVID_19.

“Detectamos que la alimentación comenzó a ser prioridad, fue así cuando nos pusimos en contacto con otra organización, llamada " Corazones Solidarios " y acordamos realizar almuerzos solidarios en lugares de nuestro departamento donde las necesidades son más intensas” explicó a Info YA!

Permanentemente están en los barrios populares Pedro Vargas de Cuadro Benegas, en el Merendero Sonrisa de Esperanza, también el barrio popular Costa Esperanza y así diferentes lugares del departamento. También la delegación de Goudge les solicitó participar del proyecto de confección de frazadas.

“Estamos convencidos que esta no es la solución, no cubrimos la todas las necesidades de las personas, lo que hacemos es obsequiar un día diferente, con un plato de comida caliente” señaló.

Esto nace del corazón y con mucha voluntad. Afirman “estamos decididos a continuar  y soñando que en un futuro no muy lejano todas las familias logren cubrir una necesidad tan básica como el abrigo y la alimentación por sus propios medios y no a través de donaciones”.

Mediante su página “Un abrigo para el Corazón” retrata cada intervención, aunque ´por decisión grupal “solo tomamos imágenes de las personas que integran la organización  con el fin de mostrar transparencia, ya que mucho de lo que hacemos es a través de donaciones”.

A través de nuestro medio agradecieron a la comunidad Sanrafaelina por las donaciones y los instaron a seguir ayudándolos. Pueden hacerlo escribiéndoles a la página o a los teléfonos: 2604564621 o 2604055773.